11/365 A dormir!

A dormir! by rutroncal
A dormir!, a photo by rutroncal on Flickr.

De pequeña me encantaban los cuentos, ya sabéis que eso no ha cambiado mucho…
ahora bien, como a muchas niñas (no se puede decir que a todas) me encantaban los cuentos de princesas y príncipes, magia, castillos, leyendas….

Hoy me gustaría compartir un cuento de Pedro Pablo Sacristán, que además de ir sobre princesas… creo que tiene una gran moraleja detrás… para mí, significa perseverar, ir hacia lo verdaderamente importante sintiendo la verdadera razón de lo que lo haces.

El cuento se titula “La princesa de Fuego” y dice así:
“Hubo una vez una princesa increíblemente rica, bella y sabia. Cansada de pretendientes falsos que se acercaban a ella para conseguir sus riquezas, hizo publicar que se casaría con quien le llevase el regalo más valioso, tierno y sincero a la vez. El palacio se llenó de flores y regalos de todos los tipos y colores, de cartas de amor incomparables y de poetas enamorados. Y entre todos aquellos regalos magníficos, descubrió una piedra; una simple y sucia piedra. Intrigada, hizo llamar a quien se la había regalado. A pesar de su curiosidad, mostró estar muy ofendida cuando apareció el joven, y este se explicó diciendo:

– Esa piedra representa lo más valioso que os puedo regalar, princesa: es mi corazón. Y también es sincera, porque aún no es vuestro y es duro como una piedra. Sólo cuando se llene de amor se ablandará y será más tierno que ningún otro.

El joven se marchó tranquilamente, dejando a la princesa sorprendida y atrapada. Quedó tan enamorada que llevaba consigo la piedra a todas partes, y durante meses llenó al joven de regalos y atenciones, pero su corazón seguía siendo duro como la piedra en sus manos. Desanimada, terminó por arrojar la piedra al fuego; al momento vio cómo se deshacía la arena, y de aquella piedra tosca surgía una bella figura de oro. Entonces comprendió que ella misma tendría que ser como el fuego, y transformar cuanto tocaba separando lo inútil de lo importante.

Durante los meses siguientes, la princesa se propuso cambiar en el reino, y como con la piedra, dedicó su vida, su sabiduría y sus riquezas a separar lo inútil de lo importante. Acabó con el lujo, las joyas y los excesos, y las gentes del país tuvieron comida y libros. Cuantos trataban con la princesa salían encantados por su carácter y cercanía, y su sola prensencia transmitía tal calor humano y pasión por cuanto hacía, que comenzaron a llamarla cariñosamente “La princesa de fuego”.
Y como con la piedra, su fuego deshizo la dura corteza del corazón del joven, que tal y como había prometido, resultó ser tan tierno y justo que hizo feliz a la princesa hasta el fin de sus días”

¿y a vosotr@s os gustan los cuentos?

312/365 Volar

Vuelo Pamplona - Madrid by rutroncal
Vuelo Pamplona – Madrid, a photo by rutroncal on Flickr.

Después de tantos aviones, tantos viajes de una punta a otra de España… casi te olvidas de que la sensación de volar hay personas a las que les da respeto… e incluso miedo…
Pero no sólo volar en avión… sino volar en la vida… arriesgar… ir en busca de los sueños que flotan en las nubes de nuestra consciencia.

miedo a volar
volar…

Me pregunto…
¿que sensación será esa?,
la de volar sin límites
la de conquistar aquellos sueños
sin que se vuelvan pesadillas…
Suena muy raro, todo parece ser perfecto,
salvo un detalle, LA VIDA…
Pienso……
en una batalla perdida,
una mirada hacia la nada,
un paso al fracaso….
El temor no me deja ver,
mi cobardía me averguenza….
En fin ….para construir mi historia,
vale la pena desafiar al destino…
Porque SER LIBRE
es ver el mundo como se desea,
y afrontar ese miedo,
es volar mas allá de la vida…..

Autor: Lore Zapata

284/365 Ratatouille

En un momento del paseo diario junto con el pelón, hemos tenido oportunidad de ver un pequeño ratoncillo que tranquilamente estaba royendo un dátil…. 
Cuando he querido acercarme para fotografiar el momento… el pequeño roedor ha sido asustado por el gruñido que le ha soltado mi pelón… así que con suerte he podido pillar el momento de la huida… jejeje
El caso, es que este pequeño roedor, me ha recordado a la película de Ratatouille y al lema del Chef Gusteau de “cualquiera puede cocinar”… bien, creo que este mismo lema puede aplicarse a cualquier ámbito de nuestra vida, pensando que la ilusión, pasión, esfuerzo y perseverancia pueden ser ingredientes suficientes y necesarios para lograrlo ¿no creéis?

Os dejo la crítica final de Antón Ego … y pensar en cuántas veces estamos siendo críticos de los que nos rodean o de nosotros mismos y cómo eso interviene en las consecuencias….

275/365 ¿Quien dijo sueño?

¿Quien dijo sueño? by rutroncal
¿Quien dijo sueño?, a photo by rutroncal on Flickr.

El sueño de Gerardo Diego

Apoya en mí la cabeza,
si tienes sueño.
Apoya en mí la cabeza,
aquí, en mi pecho.
Descansa, duérmete, sueña,
no tengas miedo,
no tengas miedo al mundo,
que yo te velo.
Levanta hacia mí los ojos,
tus ojos lentos,
y ciérralos poco a poco
conmigo dentro;
ciérralos, aunque no quieras,
muertos de sueño.
Ya estás dormida. Ya sube,
baja tu pecho,
y el mío al compás del tuyo
mide el silencio,
almohada de tu cabeza,
celeste peso.
Mi pecho de varón duro,
tabla de esfuerzo,
por ti se vuelve de plumas,
cojín de sueños.
Navega en dulce oleaje,
ritmo sereno,
ritmo de olas perezosas
el de tus pechos.
De cuando en cuando una grande,
espuma al viento
suspiro que se te escapa
volando al cielo,
y otra vez navegas lenta
mares de sueño,
y soy yo quien te conduce,
yo que te velo,
que para que te abandones
te abrí mi pecho.
¿Qué sueñas? ¿Sueñas? ¿Qué buscan
-palabras, besos-
tus labios que se te mueven,
dormido rezo?
Si sueñas que estás conmigo,
no es sólo sueño;
lo que te aúna y te mece
soy yo, es mi pecho.

Despacio, brisas, despacio,
que tiene sueño.
Mundo sonoro que rondas,
hazte silencio,
que está durmiendo mi niña,
que está durmiendo
al compás que de los suyos
copia mi pecho.
Que cuando se me despierte
buscando el cielo
encuentre arriba mis ojos
limpios y abiertos.

264/365

Esperando… como la canción de Green Day

I’ve been waiting for a long time
For this moment to come
I’m destined
For anything…at all
Downtown lights will be shining
On me like a diamond
Ring out under the midnight hour
No one can touch me now
And I can’t turn my back
It’s too late ready or not at all

I’m so much closer than
I have ever known…
Wake up

Dawning of a new era
Calling…don’t let it catch you falling
Ready or not at all
So close enough to taste it
Almost…I can embrace this
Feeling….on the tip of my tongue

I’m so much closer than
I have ever known…
Wake up
Better thank your lucks stars….

I’ve been waiting for a long time
For this moment to come
I’m destined for anything at all

Dumbstruck
Colour me stupid
Good luck
You’re gonna need it
Where I’m going if I get there…
At all….

Wake up
Better thank your lucky stars….

262/365 El sueño

Me caigo de sueño... by rutroncal
Me caigo de sueño…, a photo by rutroncal on Flickr.

El Sueño… de Jorge Luis Borges

Si el sueño fuera (como dicen) una
tregua, un puro reposo de la mente,
¿por qué, si te despiertan bruscamente,
sientes que te han robado una fortuna?

¿Por qué es tan triste madrugar? La hora
nos despoja de un don inconcebible,
tan íntimo que sólo es traducible
en un sopor que la vigilia dora

de sueños, que bien pueden ser reflejos
truncos de los tesoros de la sombra,
de un orbe intemporal que no se nombra

y que el día deforma en sus espejos.
¿Quién serás esta noche en el oscuro
sueño, del otro lado de su muro?